fbpx

A continuación encontrarás una lista de 10 Alimentos que te recomendamos evitar durante tu embarazo.  La comida durante el embarazo tiene roles muy importantes, se habla mucho de los antojos, los cambios de sabor, y los beneficios o daños que puedes causar a tu bebé.

Una dieta balanceada, rica en vitaminas, así como alimentos que mejoran la digestión y la circulación te harán sentir mejor y te darán un embarazo más saludable, que también puede ayudar a evitar una subida de peso excesiva, así como te permitirá una mejor y más rápida recuperación y, también, una mejor lactancia.

Aunque sientas que mueres de antojo, vale la pena evitar por completo una serie de alimentos que pueden causar desde molestias hasta daños a tu bebé, ya que puedes contraer enfermedades que podrían ponerte en peligro y/o transmitirlas a tu bebé:

Carnes crudas. Evita los mariscos, las carnes de res o aves de corral raras crudas o poco cocidas.

Esto debido que pueden estar contaminadas con bacterias coliformes, toxoplasmosis y salmonella.

Carnes delicatessen. Pueden estar contaminadas con listeria, lo que podría provocar abortos espontáneos.

La listeria tiene la capacidad de atravesar la placenta, infectando a tu bebé o provocando el envenenamiento de la sangre.

Peces con mercurio. El mercurio consumido durante el embarazo se relaciona con retrasos en el desarrollo del bebé y daño cerebral, ¡evítalo!

De acuerdo con la Food and Drug Administration (FDA), los peces que contienen más altos niveles de mercurio son el tiburón, pez espada, caballa gigante, blanquillo o lofolátilo (del Golfo de México), el atún de ojos grandes o patudo, aguja y raya.

¡Y por supuesto, evita el sushi!

Huevo crudo. Los huevos crudos pueden exponerte a la salmonela, así que mejor no los comas.

Algunos aderezos como el César, la mayonesa, el helado casero o los flanes se preparan con huevos crudos.

Trata de evitarlos.

Leche sin pasteurizar y los quesos blandos. (los hechos con leche no pasteurizada) podrían estar contaminados con listeria u otros agentes patógenos nocivos.

Evita los quesos como el brie, camembert, roquefort, feta, gorgonzola, el queso blanco, panela y el fresco.

Sólo come los quesos que indiquen en la etiqueta que están hechos con leche pasteurizada.

Paté. Evita los patés refrigerados porque pueden contener listeria.

Elige los que se encuentren en los estantes, ya que estos tienen mayor estabilidad de conservación.

Cafeína. Algunas investigaciones muestran el que consumo elevado de cafeína está relacionado con abortos espontáneos, nacimientos prematuros, bajo peso al nacer y síntomas de abstinencia en bebés.

Así que mejor evítalo y en su lugar toma agua, jugos y leche.

Alcohol. Por supuesto, ¡cero alcohol!

La exposición prenatal al alcohol puede interferir con el desarrollo saludable del bebé.

Dependiendo la cantidad de consumo durante el embarazo, puede provocar el Síndrome Fetal Alcohólico. Así que nada de alcohol.

Verduras y frutas sin lavar. Asegúrate de lavar bien y desinfectar frutas y verduras.

Ya que puedes exponerte a la toxoplasmosis, una enfermedad provocada por el parásito toxoplasma gondii, el cual puede encontrarse en la tierra en donde fueron cultivadas.

Brotes crudos, como los de la alfalfa, trigo y el rábano.

Esto porque las bacterias pueden introducirse en ellos y es difícil eliminarlos incluso con el lavado.

Si tienes alguna duda sobre algún alimento en particular o si deseas que te diseñe una dieta especial para tener un embarazo seguro, contáctame, juntas podemos mantener tu salud y la de tu bebé en perfectas condiciones: www.tunutriologa.com